Cinco motivos para dejar de mascar chicle, ¡ya!

  • El consumo excesivo de golosinas ocasiona caries, deteriora la dentadura y no aporta ningún factor nutritivo a la salud. En la nota te contamos las desventajas, específicamente, de mascar chicle.

    Compartir:

     

    Los dulces se encuentran en la lista de alimentos que favorecen a la nutrición del cuerpo, tanto que en el desayuno se recomienda ingerirlos, en la dosis correcta. Las desventajas aparecen cuando se abusa el consumo.

    Las golosinas, especialmente las gomas de mascar, no favorecen a la salud al contrario generan problemas dentales y gastrointestinales. Si pertenecés al grupo de personas que se acostumbran con el chicle y no podés controlarlo te contamos las razones por las que deberás reducir el consumo:

    1. Aire en tu estómago: masticar chicle ocasiona un exceso de aire en el estómago, lo que implica flatulencias y malestar en general.
    2. Perjudica la mandíbula: el movimiento provoca un deterioro en la zona de la mandíbula y sus componentes, como los cartílagos y las articulaciones.
    3. Produce dolor de cabeza: masticar chicle ocasiona una utilización excesiva de ocho músculos que intervienen en el proceso, éstos a su vez conectan con el cerebro, lo que origina dolores de cabeza.
    4. No erradica el mal aliento: no es cierto que el chicle acaba con el problema del mal aliento, mejora durante algunos minutos, pero luego vuelve, la causa por lo general está relacionada con la salud dental o problemas digestivos.
    5. Saliva innecesaria: el chicle lleva a padecer problemas en el metabolismo, ya que aumenta la producción de saliva por un tiempo largo.

    ¿Sabías de qué está hecho el chicle? A base de goma, colorantes y saborizantes, a partir de ahora a cuidarse de los golosinas.

    Compartir:

    Comentarios

    comentarios

    Etiqueta(s): ,

    Más notas: