Soluciones caseras para las manchas

  • La limpieza de pisos y materiales de piedra o mármol, requiere técnicas especiales, aquí en la nota te contamos algunos.

    Compartir:

     

    Para mantener la casa siempre ordenada es importante realizar una limpieza profunda, una vez a la semana. Pero existen rincones y lugares dentro del hogar en la que se acumulan grasa y polvo demás.

    A la hora de limpiar es importante protegerse de ciertos productos de limpieza, ya que pueden tener componentes fuertes dañinos para la salud. Es importante limpiar las superficies con esponja, trapo suave o un cepillo blando, para evitar que se arañe la superficie.

    En el caso de materiales de piedra, la cera, también ayuda a sellar los poros. Aunque cuando se llevan varias capas de cera, una sobre otra, puede aparecer, especialmente en los colores claros, una apariencia amarillenta.

    Te dejamos las soluciones para distintas manchas de la web litosonline

    1. Grasas: No solamente la cocina se mancha de grasa, también la parrilla y el suelo, especialmente, de aquellos lugares en los cuales tenemos la costumbre de tomar las comidas, o donde colocamos alguna vela decorativa, o productos de cosmética. Un remedio eficaz, puede ser ‘polvos de talco’, aplicá una buena cantidad sobre la mancha, cubrí y dejá que actúe durante unos cuantos días. Cuantos más, mejor.

    Si al retirarlo no se ha eliminado del todo, repetí la operación. Otro remedio es mezclar bicarbonato de sosa y un poco de agua, tapá y dejá actuar.

    2. Herrumbres: Las manchas oxidadas se limpian con una mezcla de zumo de limón y sal. El limón es ácido, por ese motivo dejá actuar poco tiempo, ya que puede opacar el brillo de la piedra. Aclará con bastante agua y secá. Si es una caliza o mármol pulido, perderá el brillo.

    3. Orgánicas: Son las manchas que dejan algunos alimentos, el café, hojas en descomposición y mohos, etc. Lo más eficaz es con agua y detergente, amoniaco o lejía, es una disolución de agua oxigenada y unas gotas de amoniaco. Es importante que dejes actuar.

    4. Pintura y tinta: Ambas se limpian con disolventes. Para la tinta podés probar con agua y lejía, en piedras de colores claros o acetona en las de colores oscuros. Estas sustancias son muy agresivas, así que hay que utilizarlas con mucho cuidado.

    5. Suelos muy sucios: Los suelos, sobre todo de mármol, muy sucios, podés fregar, de vez en cuando, con medio cubo de agua y el contenido de una botellita de agua oxigenada.

    ¿Cómo sacar brillo?

    • Esto podés lograr con un puñado de sal, frotando con un paño mojado. Disolvé, y secá con otro paño seco y suave.
    • Con cera, frotá después de que se seque.
    • Humedecé una mopa con gasolina. Frotar y dejar secar.
    • Con productos aerosoles para la limpieza de la madera. Normalmente contienen ceras.
    • Con limpia cristales.
    Compartir:

    Comentarios

    comentarios

    Etiqueta(s): , ,

    Más notas: