Renunció pero antes dejó un vídeo para su jefe

  • Cansada del trabajo que desempeñaba no tuvo mejor idea que renunciar pero de una manera muy particular.

    Compartir:

     

    Una mujer renunció a su puesto de trabajo en una productora norteamericana ya que su queja diaria era el desinterés que presentaba su jefe por el personal y la obsesión que tenía el mismo por el número de visitas que tenían los vídeos.

    Marina Schifrin dejó su puesto de trabajo pero no sin antes dejar su renuncia grabada en un vídeo que ella misma protagonizó en la oficina de la productora a las 04:00 horas de la mañana, según informa antena3.com

    En el vídeo se muestra como la empleada baila por toda la oficina y en el que se leen estas frases:

    «He sacrificado mi relación, mi tiempo y mi energía» por un jefe al que solo le importa «el número de visitas de cada vídeo», expresó la mujer.

    «Son las 4:30 de la mañana y sigo en el trabajo», es la primera frase del video de renuncia de la periodista.

    «Durante casi dos años he sacrificado mis relaciones, mi tiempo y mi energía», rezan los subtítulos del vídeo grabado en su oficina cuando ya no quedaba nadie.

    Esta periodista de ‘Next Media Animation’ trabajaba para un jefe al que «solo le importa la cantidad y el número de visitas de cada vídeo» que se hace, por lo que Marina no encontró mejor forma de despedirse que haciendo un viral en Internet que ya cuenta con más de seis millones de visitas en Youtube a poco menos de una semana de haberse levantado a internet.

    La joven y creativa periodista baila y salta por toda la redacción al ritmo de «Gone», de Kanye West, (nada está elegido al azar).

    Finalmente indica que prefirió centrarse en el contenido del vídeo, «en lugar de ocuparse de las visitas».

    Mirá el vídeo y contános ¿tenés un jefe al que sólo le importa el trabajo y no el bienestar de sus empleados?

     

    Fuente: www.ultimahora.com

    Compartir:

    Comentarios

    comentarios


    Más notas: