Los beneficios de la espinaca

  • Gracias a sus propiedades puede ayudarnos a mejorar dolencias como la artritis e incluso favorecer nuestra salud cardíaca.

    Compartir:

    Los diversos beneficios de las espinacas para la salud son debido a la presencia de minerales, vitaminas, pigmentos y fitonutrientes , incluyendo potasio, manganeso, zinc, magnesio, hierro y calcio que esta contiene.

    Estos son los beneficios que aportan las espinacas a tu cuerpo, según el portal Mejor con Salud.

    Evita la úlcera gástrica
    Se ha encontrado que la espinaca y otros vegetales tienen la capacidad de proteger la membrana mucosa del estómago, disminuyendo de ese modo la aparición de úlceras gástricas. Además, los glycocyclerolipids que se han encontrado en los beneficios de las espinacas pueden aumentar la resistencia del revestimiento del tracto digestivo, evitando de este modo cualquier inflamación no deseada en la parte del cuerpo que puede causar daño.

    Protege tu cerebro
    Varios componentes de la espinaca como el potasio, folato y varios antioxidantes proporcionan beneficios de las espinacas neurológicos a las personas que la consumen regularmente. Según la Neurología, el folato reduce la aparición de la enfermedad de Alzheimer, por lo que la espinaca es una muy buena opción para las personas que están en alto riesgo de deterioro neuronal o cognitivo. El potasio es una parte integral de la salud del cerebro y se ha relacionado con el aumento del flujo de sangre al cerebro, la cognición aumentada, la concentración y la actividad neuronal.

    Reduce enfermedades oculares
    La espinaca es una fuente rica de beta caroteno, luteína y xanteno, por lo tanto es muy beneficiosa para la vista. Cuando comes espinaca cocida su beta caroteno va directo a los ojos; lo puede ayudar a las personas que sufren de deficiencia de vitamina A, así como picor en los ojos, úlceras en los ojos y los ojos secos. La espinaca también buena para la visión, debido a algunas de las propiedades anti-inflamatorias que esta contiene y que pueden reducir la hinchazón o irritación en los ojos.

    Regula la presión arterial
    La espinaca tiene un alto contenido de potasio y un bajo contenido de sodio. Esta composición de minerales es un beneficio para los pacientes con presión arterial alta ya que el potasio desciende la presión arterial mientras que el sodio la aumenta.

    El ácido fólico presente en los beneficios de las espinacas también contribuye en la reducción de la hipertensión y relaja los vasos sanguíneos, mientras se mantiene el flujo sanguíneo adecuado. Por la reducción de la presión sanguínea y la relajación de la tensión de los vasos y arterias, se puede reducir el estrés sobre el sistema cardiovascular y aumentar la oxigenación de los sistemas de órganos del cuerpo para una funcionalidad óptima.

    Combate algunos cánceres
    La espinaca se compone de varios elementos importantes que se han encontrado prometedores en el tratamiento y la prevención de varios tipos de cáncer. Estos incluyen los cánceres de vejiga, próstata, hígado y pulmón. Los diferentes componentes de las espinacas como el folato, tocoferol, y la clorofilina, actúan través de diferentes mecanismos para tratar y proteger a los pacientes que sufren de cáncer.

    Disminuye la inflamación
    Hay muchos compuestos anti-inflamatorios que se encuentran en los beneficios de las espinacas, más de una docena, de hecho. Por eso, la espinaca es uno de los vegetales más potentes cuando se trata de reducir la inflamación en todo el cuerpo. Esto no sólo significa que puede proteger el corazón de una inflamación peligrosa o prevenir el cáncer, sino también puede ayudar en la reducción de la inflamación y el dolor asociado a las condiciones como la artritis y la gota, que afectan a millones de personas en todo el mundo.

    Fortifica tus huesos
    La espinaca es una buena fuente de Vitamina K, la cual, funciona en la retención de calcio en la matriz ósea, lo que conduce a la mineralización ósea. Aparte de esto, otros minerales como manganeso, cobre, magnesio, zinc y fósforo también ayudan en la construcción de huesos fuertes. Esto a su vez puede impedir que una persona desarrolle osteoporosis. Estos minerales son también esenciales para mantener los dientes y las uñas saludables.

    Previene la aterosclerosis y accidentes cerebrovasculares
    La aterosclerosis es causada por el endurecimiento de las arterias. Se ha demostrado que un pigmento llamado luteína que se encuentra en las espinacas ayuda a reducir la aparición de la aterosclerosis, ataques al corazón y accidentes cerebrovasculares. Esto se debe a que las proteínas de espinaca tienden a reducir el colesterol y otros depósitos de grasa en los vasos sanguíneos.

    Mejora la actividad metabólica
    Hay una razón por la cual los médicos recomiendan la adición de espinacas de una manera significativa a tu dieta. La cantidad de proteína que se encuentra en las espinacas es fácilmente descompuesta por las enzimas en aminoácidos que son esenciales para el ser humano.

    Compartir:

    Comentarios

    comentarios


    Más notas: