¿Cómo impactan los influencers en tus hijos?

  • Son jóvenes, guapos, con dinero y tienen «la vida perfecta». Así son los influencers que por una razón u otra son figuras que los chicos hoy admiran.

    Compartir:

    Los jóvenes de ahora no quieren ser bomberos: quieren ser influencers. De hecho, buscan imitar a sus influencers favoritos. Pero, ¿De qué manera influyen en los adolescentes? Veamos algunos puntos.

    1. Se convierten en sus figuras de referencia: Los influencers, y sobre todo aquellos que son jóvenes, se vuelven figuras de referencia absoluta para ellos.

    Todo aquello que dicen, opinan o promocionan está bien y es algo inspirador. El problema también llega cuando lo que dicen u opinan no es tan correcto o adecuado del todo.

    2. Los menores creen que su vida es perfecta y la quieren igual: Los adolescentes se ven absorbidos por completo por esa vida perfecta que los influencers parecen tener.

    De hecho, quieren que la suya sea igual. El problema es que puede influir en su autoestima. Al verse tan alejados de «esa vida perfecta» pueden sentir frustración, ansiedad y otros problemas relacionados.

    3. Les hace sentir parte de un grupo: al empezar a familiarizarse con creadores de contenido en redes como Instagram, Twitch, YouTube o TikTok, se dan cuenta de que forman parte de una comunidad.

    Es decir, que forman parte de un grupo de seguidores determinado y se fomenta así su sentimiento de pertenencia y se van adhiriendo a esa forma de vida, siendo esto beneficioso o no según el caso.

    4. Les da una perspectiva poco real de la vida: Al ver que son jóvenes, que trabajan, que tienen éxito, y que hacen grandes cantidades de dinero sin muchos esfuerzos, los menores buscan lo mismo.

    Esto puede suponer un problema porque acaban teniendo una perspectiva poco realista de la vida, se crean unas expectativas no alcanzables y esto les puede causar decepciones y frustraciones.

    El marketing de influencers de verdad va a morir en los próximos años?

    Fuente: Ser Padres.

    Compartir:

    Comentarios

    comentarios


    Más notas: