Tips caseros para tratar sarna en perros

  • Esta enfermedad de la piel es muy común en los perros y no son específicamente de una sola raza, sino que se da en todas y a cualquier edad. Conocé que remedios pueden ayudar a tu mascota.

    Compartir:

     

    El baño no regular de tu perro puede desencadenar en esta enfermedad que es muy molestosa para el animal y produce mucho daño. Los ácaros hacen que el perro esté incómodo y le pique, causando inflamación y llagas sangrientas. Es muy contagiosa y debería ser tratada rápida y completamente.

    Si bien todos los perros tienen algunos parásitos en su piel, aquellos cuyos dueños proveen una buena higiene suelen desarrollar un mejor sistema inmune. Si los parásitos invaden la piel, los anticuerpos del perro matarán a los ácaros. Un ambiente insalubre es la mayor causa de sarna. La mayoría de los ácaros son contagiosos, por lo que si tu mascota se pone en contacto con otro perro con sarna, podría contraer esta enfermedad; los ácaros también viven sin un hospedador, por lo que deberías estar atento si vives en una zona con perros callejeros. La sarna también podría tener un componente hereditario.

    Cómo se presenta

    • Picazón excesiva
    • Llagas rojas en la piel
    • Pérdida de pelo
    • Piel seca y con arrugas
    • Mal olor (parecido al queso fuerte)
    • Ampollas
    • Inflamación severa
    • Héridas abiertas o sangre

    Tratamiento casero

    El tratamiento debería comenzar inmediatamente. Si bien varios remedios caseros pueden ayudar, un diagnóstico y una visita al veterinario están en orden. Algunas gotas de aceite de cocina aplicadas en la piel pueden ayudar a debilitar los depósitos que dejan los ácaros.

    Además, puede matar a muchos de ellos. El agua tibia enjabonada puede ayudar a limpiar los ácaros de la piel. Este método también desinfectará la piel para que la sarna no se propague.

    Asegúrate de que tu perro esté comiendo una dieta saludable. Aliméntalo con comida cruda, si tiene sarna, como hierbas y vegetales de hojas verdes. Dale vegetales verdes finamente picados y hierbas, como extracto de hoja de oliva, uña de gato y ajo kyolic.

    Practica una higiene máxima con tu perro. Un perro con sarna debería ser bañado seguido. Limpia su perrera y el lugar que habita. Esto puede evitar que los ácaros se reproduzcan rápidamente.

    Estos también pueden transmitirse a los humanos, por lo que debes tener cuidado con las pertenencias del perro, especialmente si vive adentro. Combina aceites de lavanda, almendra y nim para hacer un tratamiento tópico. Aplícalo en la piel luego de bañar al perro. Para mejores resultados, úsalo en el área afectada dos veces al día.

    Usa una parte de aceite de lavanda, nueve de aceite de almendra y una parte de aceite de nim. Los extractos de hierbas de romaza y de equinácea también pueden usarse para medicar la piel. Mezcla 10 gotas de cada uno en 4 onzas (150 ml) de agua destilada. Aplícalo en la piel.

    Compartir:

    Comentarios

    comentarios

    Etiqueta(s): , ,

    Más notas: