Divertite con la técnica del esponjado

  • Las ideas para pintar nuestras paredes son múltiples, solo debes escoger la que vaya con tu personalidad. Dejar la habitación con esta decoración no solo es alegre sino económica.

    Compartir:

     

     

    La casa necesita un nuevo diseño, no me convencen las paredes de un solo tono, si estos son tus pensamientos no dudes más en darle ese toque distintivo a tu hogar. Cambiá de lugar los muebles, colocá nuevas cortinas, ¡pintá!.

    Las opciones son varias y vos podés elegir con cual quedarte, pero en esta nota te proponemos aplicar la técnica de la esponja, dejando nuevas tonalidades y efectos a tus paredes.

    Buscá estos materiales:

    • Pintura plástica o látex acrílico
    • Rodillos y brochas
    • Recipientes para pintura, puede ser un plato o una bandeja
    • Esponja de mar o una artificial

    La superficie la debes preparar así:

    • Repará las imperfecciones de la pared con una espátula, masilla y un buen lijado.
    • Pintá la pared con un par de manos de pintura acrílica, así dejas una buena base.
    • Una vez secado elegí un color distinto a la base para pintar con la esponja.

    Una vez que tengas bien preparada la pared, empezá por colocarte unos guantes y humedecer la esponja en la pintura, repasa en una tela o pedazo de cartón para eliminar los excesos, luego procedés a aplicar sobre la pared con golpes suaves y repetidos.

    En este vídeo vas a ver el paso a paso, múy fácil.

    Compartir:

    Comentarios

    comentarios

    Etiqueta(s):

    Más notas: