Amistad y sexo: ¿Se puede?

  • Dando homenaje a este mes de festejos por el día de la amistad, sería interesante abordar esta temática que muchas veces genera rechazo y polémica en los grupos de chicas, seguro conocen la etiqueta: “Amigos con derecho a roce”.

    Compartir:

    Por Antonella Roveglia
    Psicóloga Clínica y Educadora Sexual

    Anto_roveglia@hotmail.com

     

    Más allá de ser cercanos, de conocerse bastante y compartir lindos momentos, tienen sexo. Son amigas y compañeras sexuales de la misma persona. ¿Pero se puede ser ambas cosas?
    Si abordamos los vínculos y las relaciones interpersonales, no podemos considerar solamente posturas correctas o incorrectas. Podemos pensar en términos de placer, satisfacción, bienestar, frustración, angustia o dolor. Las personas vacilamos en menor o mayor medida alrededor de estas y otras sensaciones a lo largo de la vida, pero que muchas veces nos cuesta identificar y reconocerlas.

    Foto: thegoodrichwife.typepad.com

    Cuando hablamos de estas relaciones híbridas, amigos-amantes, los papeles se cruzan y todo se vuelve aún más complejo. Porque el sexo, no es solo y simplemente sexo. Los seres humanos estamos biológicamente programados para la reproducción y el sostenimiento de la especie, y decido ponerme científica, porque no podemos olvidar que somos principalmente seres naturales, atravesados por la cultura, claro, pero tenemos aún tenemos un cuerpo biológico.
    Aunque no lo crean, cualquier estimulación sexual que un sujeto concrete, será gatillo para que se vean liberadas grandes dosis de dopamina, aquel neurotransmisor que se ubica en los centros de recompensa del cerebro y gracias a este sentimos placer, bienestar y relajación. También es significativo el clímax de cualquier acto sexual, de hecho el orgasmo permite que fluya la oxitocina, la vasopresina y otros químicos del cerebro que se relacionan en alto porcentaje con el apego profundo hacia la otra persona.
    El sexo casual deja de ser casual. Sin darnos cuenta se generan una cantidad de intercambios que pueden unir o separar a dos personas para siempre. Dos amigos que creían ingenuamente no verse involucrados con sentimientos amorosos, podrían enamorarse. Inconscientemente asociar el placer con una persona puede ser un cocktail mortal cuando del otro lado no pasa lo mismo.

    Las investigaciones reflejan que 1 de cada 3 parejas de amigos que tenían relaciones sexuales acabaron involucrándose con amor y afecto además de la amistad.
    Tanto para hombres como mujeres, ser amigos de alguien es algo sumamente valioso, es una unión que las personas aprendemos y fortalecemos con los años, que requiere sacrificios y sobre todo mucha honestidad con aquel otro que apreciamos. En las amistades basadas en dos personas de sexo opuesto pueden verse relaciones profundas y duraderas pero aun así expuestas al fracaso si el aspecto sexual no es algo que se encuentra revocado. La honestidad con el otro también tiene que estar basada en la honestidad con uno mismo y en conocer nuestros propios límites.
    La línea delgada entre amor y amistad no es algo nuevo, muchas parejas nacieron de hermosas amistades lo importante es poder entender que la amistad con sexo debe ser algo transicional para el siguiente paso y no un estado permanente, en donde una sienta que quiere más que eso pero no se anima a pedirlo. Así que a animarse… Feliz día de la amistad lectoras!

    Compartir:

    Comentarios

    comentarios


    Más notas: