Created by potrace 1.14, written by Peter Selinger 2001-2017

Depilación: consejos para reducir el dolor

  • Cualquier método de depilación que uses debes hacerlo cuidando siempre tu piel para evitar daños.

    Compartir:

     

    Ya sea con cuchilla, con cera, con crema o con maquinilla eléctrica siempre hay algún tipo de dolor, escoceduras o quemaduras. ¿Queres hacer de tu depilación una experiencia sencilla? Te ayudamos a que descubras la depilación sin dolor.

    Reducir el dolor de la depilación

    Tanto la forma de depilarnos como los factores externos del verano consiguen que depilarse sea una tortura. Si la cera o la maquinilla ya son de por sí molestas, tu piel sufrirá aún más con las altas temperaturas, la sudoración, el agua salada y los rayos UVA. Un mix perfecto para que nuestra piel sensible tema aún más el momento de depilarnos y, por supuesto, la post depilación.

    Antes de depilarte…

    Antes de empezar el proceso de depilación, asegúrate de que tu piel está perfectamente limpia y seca. Por ejemplo, un momento ideal para depilarnos es tras la ducha. Observa tu piel y fíjate que en las zonas a depilar no tienes quemaduras, rozaduras o heridas de cualquier tipo, si no el dolor será mucho más fuerte. Otro punto a tener en cuenta es la largura del vello, lo aconsejado es un centímetro para cremas, ceras y maquinillas. Si hablamos de cuchilla, la largura importa menos y tu buen hacer es la clave.

    Después de depilarte…

    Después de haberte depilado, los cuidados no deben ser menos, ya que es muy importante que observes el resultado de tu piel tras la depilación.

    Evita la exposición solar durante las 24 horas posteriores. Además, aplica inmediatamente después toallitas o cremas hidratantes para que calmen y mantengan la suavidad de la piel.

    No tienes por qué sufrir ningún tipo de síntomas tras la depilación aunque es posible que en las zonas sensibles como las ingles, las piernas y la zona del rostro, notes más molestias y enrojecimiento. Para calmar, aplica cremas hidratantes o con aloe vera en estas zonas, que rehidraten la piel y calmen el dolor y la irritación.

     

    Fuente: www.cosmohispano.com

    Compartir:

    Comentarios

    comentarios