Polémico apoyo de un cura argentino a familias gays

  • Debate en el seno de la iglesia católica

    Compartir:

     

     (EFE).- Meses antes del sínodo extraordinario sobre la familia convocado por el papa Francisco en su tierra natal, Argentina, el respaldo de un cura a los hogares homoparentales en un programa de televisión ha generado debate en el seno de la Iglesia católica argentina.

    Daniel Siñeriz, capellán en la ciudad argentina de Rosario, defendió hoy la «actitud de mucha apertura» demostrada por el padre Ignacio Peries al invitar a tres matrimonios homosexuales a un programa televisivo sobre familias.

    «En el trato personal con personas que viven estas situaciones, siempre la comprensión va a ser lo primero y lo más importante y el acompañamiento. Nunca el juicio ni la condena», opinó Siñeriz en declaraciones radiales sobre la postura que debería adoptar la Iglesia respecto a los enlaces de gays y lesbianas, amparados en Argentina desde 2010 por la Ley de matrimonio igualitario.

    El cura rosarino Joaquín Núñez destacó que «la legislación igualitaria puso al mundo y a la Iglesia ante un desafío muy profundo» y señaló que «la Iglesia no debe ni puede ningunear a nadie».

    Las declaraciones de estos sacerdotes contrastan con la dura denuncia de la alta jerarquía eclesiástica de Rosario, que acusó al padre Peries de «desorientar a los fieles».

    «El contenido del programa de referencia, dedicado a formas de familia, que es de la autoría del mencionado sacerdote, no cuenta con el aval del secretariado arquidiocesano de la Familia ni de este Arzobispado», dijo el obispo de Rosario, José Luis Mollaghan, a través de un comunicado difundido este domingo.

    Los comentarios del padre Peries se «apartan de la enseñanza de la Iglesia y de la pastoral sobre la familia», subrayó el obispo de esta ciudad, la tercera en importancia de Argentina, situada 300 kilómetros al oeste de Buenos Aires.

    La comunidad homosexual criticó hoy el comunicado de Mollaghan, que fue tildado como «un retroceso» por el presidente de la Federación argentina de lesbianas, gays, bisexuales y transexuales (Falgbt), Esteban Paulón.

    Entrevistado por Efe, Paulón afirmó que la condena del obispo evidencia «las tensiones existentes en la Iglesia católica sobre cómo abordar a las familias homoparentales».

    Aún así, el presidente de la Falgbt afirmó que no ve voluntad de cambio en la cúpula eclesiástica y puso en duda que se marque una nueva posición en el sínodo convocado por el Papa para octubre sobre los desafíos pastorales de la familia en el contexto de la evangelización.

    Oscar Marvich, uno de los entrevistados en el programa «Huellas de Navidad» que se emitió el pasado 25 de diciembre, lamentó también la postura del Arzobispado y deseó que «la Iglesia haga una profunda revisión de su doctrina para acercarse a la realidad y la gente» en declaraciones al diario rosarino La Capital.

    Los sacerdotes rosarinos, incluso los que respaldan al padre Peries, como Siñeriz, opinan que esa revisión está lejana y creen que el religioso pedirá disculpas públicas. EFE

    Compartir:

    Comentarios

    comentarios


    Más notas: