Diez pasos para reconquistar a tu pareja

  • Consejos de Rubén Turienzo para parejas que quieran ser más felices.

    Compartir:

    «¿Sumas realmente felicidad a tu pareja cada día?» pregunta Ruben Turienzo en su publicación ‘Smile 2’, de Alienta Editorial, que, con el añadido de ‘Actitud positiva para parejas radiantes’, ofrece una guía práctica para parejas que quieren dejar de discutir, romper con la amargura y alejar las dudas, y además estén dispuestas a reconstruir «sin rencores, frustraciones o lastres pasados» su vida de pareja. El sitio Mujer Hoy hizo un pequeño resumen de los diez pasos para reconquistar a la pareja y ser más felices:

     

    1. Reconocer la situación y saber donde está la pareja. Así, el experto explica que en la mayoría de las relaciones se «huye hacia adelante, pero no se atienden las cicatrices pasadas». Algo útil en este punto es el «violentómetro», una tabla que permite medir el grado de «violencia» emocional (y hasta física) en el que se encuentran las actitudes de la pareja (chantajes, prohibiciones, amenazas, insultos…) pues, tal como señala, ayuda a identificar acciones que no se pueden repetir.

    2. Buscar un pacto que te reafirme en lo que quieres. En este punto lo más útil es recordar todas aquellas cosas por las que quieres seguir con esa persona, recordar por qué comenzaste la relación, por qué querías inicialmente a esa persona, qué es lo que más te gustaba de ella… Y no sólo eso, sino que tendrás que ayudar a la otra persona a transformar las rutinas dañinas. Por ejemplo, si existe un tema de celos, tienes que ayudar a tu pareja generando más confianza hablando sobre esos episodios que generan celos y trabajarlos de la mejor manera posible. Así, si los celos radican en una falta de autoestima o en el miedo a la pérdida, tendrás que ayudar a reforzar esa seguridad. «Es importante ceder a la otra persona espacios de confianza para ayudarle a que pueda llevar a cabo esos pactos que estáis a punto de fraguar».

    3. Crear nuevas rutinas.Un ejercicio útil para este momento sería practicar con el banco emocional que propone ‘Smile 2’, pues éste permite contabilizar ingresos (besos, palabras bonitas, abrazos…) y facturas (olvidos importantes, levantar el tono de voz, criticar a amigos o familia…), de modo que se puntúan una serie de valores y al final de semana se contabiliza, «con el mayor mimo posible», quién está en negativo o en positivo con respecto a la otra persona. Y digo «con el mayor mimo posible», explica Turienzo, porque las nuevas rutinas sirven para eliminar frustraciones pasadas, pero para eso hay que sincertarte con tu pareja explicándole cuáles han sido tus fuentes de frustración y deberían cambiar y viceversa.

    4. Empezar a hablar en positivo y valorar a nuestra pareja y los pequeños éxitos.Cosas como que hemos sido capaces de hablar sin discutir o hemos sido capaces de discutir sin gritarnos… Podría resultar útil el ejercicio de darse puntos al final del día, con cosas muy concretas, pues muchas veces no sabes por dónde empezar.

    5. Generar una nueva realidad. Hasta ahora lo que hemos intentando es solucionar el pasado, pero ahora hay que construir un nuevo futuro, juntos. Hay que empezar a hablar del destino, el beneficio, la sintonía, la química y para eso está muy bien fijar un nuevo escenario a través del Solutionator RT3000, cuyos pasos son «primero es lo primero», «emoción frente a razón», «el objetivo es la solución», «quien rompe, arregla», «yo, tú apoyas» y «agradecimiento mutuo».

    6. Enriquecimiento personal sin minar a la otra persona.Este punto implica averiguar cómo consigo ser más yo a través de ese «nosotros». Y eso se consigue apelando a la figura de naranjas completas que propone ‘Smile 2, que incluye buscar momentos de autosatisfacción y compartirlos con tu pareja, ser independiente («hay que buscar a alguien que te complemente, no que te complete ni que compense lo que no tienes porque esto genera dependencia y a la larga da lugar a una sensación de «infravalorarse»). Y no sólo eso sino que, tal como propone Turienzo, hay que trabajar la individualidad de modo que lo que generes sea conocimiento mutuo y admiración. «¿Por qué a veces se corta las alas a la otra persona precisamente en aquellas actividades o experiencias que te gustaba que te contase e incluso que una vez te enamoraron?».

    7. «Quien no te hace reír no te hará gemir». Y con esta máxima, introducimos, y nunca mejor dicho (o no, depende, claro) el kamasutra para parejas radiantes. Está formado por 32 actitudes o elementos que deberían ser necesarios en la relación. Quizá no siempre sea necesario practicar los 32, sino simplemente quedarte con unos cuantos que además consigáis hacer «vuestros» para conseguir seguir creciendo como pareja, revela Turienzo.

    8. Innovar, innovar, innovar…Muchas veces vivimos de lo que hacíamos en el pasado o lo que se tiene por costumbre y las relaciones, según insiste Turienzo, se viven en presente, todos los días.»No entiendo una relación en la que no aspires a hacer feliz a tu pareja todos los días.El problema es que muchas veces convertimos las relaciones en contenedores de basura, donde metemos todo lo malo que hemos ido acumulando a lo largo del día. Y eso es un gran error», explica. Y para ello, la máxima es innovar, sorprender y redescubrir.

    9. Desterrar de tu vida el nocivo «para siempre».Primero porque puede dar lugar a aguantar «lo que sea» con tal de que se mantenga la relación y segundo porque plantea que no importa la «calidad» sino la cantidad.

    10.¡Volver a empezar!El último punto es siempre volver a empezar, pues esto no se acaba porque las cosas ahora estén bien porque quizá en el proceso has vuelto a meter la pata en el mismo punto y…. ¿Preparados para intentarlo de nuevo?

    Compartir:

    Comentarios

    comentarios

    Etiqueta(s): ,

    Más notas: