Niños: Pegarlos los vuelve más agresivos

  • Un estudio realizado afirma que cuanto más se castiga físicamente a los niños, existen más probabilidades que los mismos terminen desafiando a los padres y desarrollen un comportamiento antisocial.

    Compartir:

    Las universidades de Texas en Austin y Míchigan (Estados Unidos) fueron las encargadas de realizar este estudio que llegó a la conclusión de que el castigo físico genera más agresividad por parte de los niños hacia los demás generando a la vez un comportamiento antisocial, problemas de salud mental e incluso dificultades cognitivas.

    Los expertos analizaron datos correspondientes a cinco décadas de investigaciones en las que participaron más de 160.000 niños, publica el portal Muy Interesante.

    El estudio fue recientemente publicado en la revista Journal of Family Psychology, que sería según sus autores, uno de los análisis más completos hasta la fecha que se ha realizado en torno a los castigos físicos a los menores (que según los investigadores lo definen como un golpe dado con la mano abierta en la nalga, brazos o piernas). Los expertos especificaron que en el estudio no se tuvieron en cuenta otro tipo de castigos físicos más graves.

    Los especialistas analizaron algunos de los efectos a largo plazo que los azotes en la infancia habían tenido en las personas ya adultas. Cuanto más los habían golpeado, eran más antisociales, tenían problemas de salud mental y empleaban los mismos castigos con sus hijos.

    Compartir:

    Comentarios

    comentarios

    Etiqueta(s):

    Más notas: