Estas son las enfermedades más comunes en las mujeres

  • Las diferencias biológicas entre hombres y mujeres ayudan a comprender por qué ciertas enfermedades provocadas por factores externos e internos afectan más a uno que a otro.

    Compartir:

    En nuestra vida cotidiana respiramos sustancias tóxicas a diario. Todas estas se introducen en el cuerpo de una forma tan sencillas como por el simple hecho de respirar, entre lo que comemos y bebemos, así que resulta prácticamente imposible escapar de ellos.

    Foto: Pinterest

    Aunque estos factores afectan la salud de todos, existen algunas en concreto que tienen mayor incidencia en las mujeres. El portal Muy Interesante enumeró algunas que te las mostramos a continuación.

    Infecciones urinarias

    Estas pueden producirse en diferentes puntos del tracto urinario, desde la vejiga, hasta riñones, uréteres y uretra. Este tipo de infecciones pueden ocurrir por aspectos como una mala higiene, consecuencias de enfermedades como la diabetes o el cáncer, por el uso de pantalones ajustados y de tampones.

    ¿Cómo cuidarnos? No te automediques, visitá un doctor, llevá una higiene íntima adecuada, Consumí alimentos ricos en vitamina C que favorecen a la reducción bacteriana y depuran nuestro cuerpo.

    Foto: LaPrensa.hn

    Osteoporosis

    Esta enfermedad se caracteriza por la pérdida progresiva de la masa que conforman los huesos. Es más común en mujeres, por dos motivos: acumulan menor densidad ósea que los hombres y por la menopausia.

    Los tratamientos más frecuentes para su control y prevención son los antirresortivos, por su capacidad de reducir el riesgo de fracturas óseas, el consumo de calcio y vitamina D en la dieta, practicar ejercicios y evitar el alcohol y el tabaco.

    Foto: Dr Aravindan Selvaraj

    Hipertensión

    Es una enfermedad cardiovascular muy frecuente, sobre todo a partir de los 40 años. Los vasos sanguíneos están expuestos a una presión constante en la que acaban dañándose.

    La hipertensión provoca que las arterias se vuelvan estrechas y rígidas, lo que acaba desembocando en dolores de cabeza, dificultades respiratorias, vértigos, dolor torácico, complicaciones en el riñón, problemas de vista, palpitaciones e incluso un derrame cerebral.

    Una alimentación saludable, practicar deportes, eliminar el tabaco y reducir la ingesta de alcohol son las recomendaciones que debes seguir.

    Foto: El País

    Cáncer de mama

    Este tumor maligno se origina en el tejido de la glándula mamaria. Por el momento no existe un tratamiento de prevención que pueda evitar totalmente el cáncer.

    Algunas de las señales más frecuentes son el hundimiento de los pezones, irregularidades en el contorno de las mamas e incluso cambios en su tamaño y color.

    Los doctores recomiendan la autoexploración de los senos como así también llevar una vida saludable.

    Imagen:mondo.rs

    Fibromialgia

    Esta dolencia en los ligamentos y tendones es una neuropatía, es decir, se origina en el sistema nervioso central, dañando los nervios transmisores del dolor. Esta afección provoca malestar generalizado, sensibilidad exagerada a la presión física, alteraciones del sueño, fatiga, depresión y ansiedad.

    Los especialistas recomiendan mejorar la calidad del sueño, realizar ejercicio físico y de relajación muscular.

    Foto: Pinterest

    Compartir:

    Comentarios

    comentarios


    Más notas: