Bajá de peso con bebidas light

  • El estudio clínico realizado sobre 303 participantes durante 12 semanas demostró que informaban de una sensación de hambre significativamente menor quienes tomaban bebidas bajas en calorías que quienes se limitaban al agua. Los primeros perdieron un 44% más de peso que los otros.

    Compartir:

     

    Las bebidas bajas en calorías o light pueden ser útiles para bajar de peso si forman parte de una dieta, esto según un estudio dirigido simultáneamente por investigadores estaodunidenses del Centro Anschutz para la Salud y el Bienestar de la Universidad de Colorado, y el Centro para la Investigación y la Educación sobre la Obesidad de la Universidad de Temple en Filadelfia, publica el sitio digital antena3.com.

    El estudio, que ha publicado Obesity, apoya el consumo de bebidas light dentro de un programa integral de pérdida de peso y viene incluso a demostrar que frente al uso solo de agua en estas dietas puede tener mejores resultados incluir las bebidas bajas en calorías.

    Este estudio demuestra claramente que las bebidas light pueden, de hecho, ayudar a la gente a perder peso, contradiciendo directamente mitos surgidos en los últimos años que sugieren el efecto opuesto: ganancia de peso, ha señalado el doctor James O. Hill, director ejecutivo del Centro Anschutz para la Salud y el Bienestar de la Universidad de Colorado y coautor del estudio.

    Esta es la principal conclusión del estudio clínico realizado durante de 12 semanas, sobre 303 participantes. Esta investigación, destacan, es la primera prospectivo y aleatorizada que compara directamente los efectos del agua y las bebidas light sobre la pérdida de peso, dentro de un programa para la pérdida de peso.

    Los participantes del estudio se asignaron aleatoriamente a uno de dos grupos: uno en que se les permitía consumir bebidas light, como refrescos light, tés y aguas con sabor, y otro, un grupo de control, en que solo bebían agua. Con la excepción de las opciones de bebida, ambos grupos siguieron una dieta y un programa de ejercicio físico idénticos durante la duración del estudio.

    Concretamente, los sujetos que consumieron bebidas light perdieron un promedio de 13 libras (5,9 kg), un 44 por ciento más que el grupo de control, que perdió un promedio de 9 libras (4,08 kg). Más de la mitad de los participantes del grupo de bebidas light (64%) perdieron al menos un cinco por ciento de su peso corporal, lo que está demostrado que mejora significativamente la salud, incluida la reducción del riesgo de enfermedades cardiovasculares, presión arterial elevada y diabetes de tipo 2.

    Existe muchísima información errónea especialmente en Internet sobre las bebidas light que no está basada en estudios diseñados para probar causa y efecto, afirma John C. Peters, coautor del estudio y Director de Estrategia del Centro Anschuz para la Salud y el Bienestar de la UC. Esta investigación permite que las personas que siguen una dieta confíen en que las bebidas edulcoradas bajas en o sin calorías, pueden representar un papel muy útil e importante como parte de una estrategia eficaz y completa de control y pérdida de peso.

    Además se observaron otro beneficios en el grupo de bebidas light, como que indicaron tener una sensación de hambre significativamente inferior al otro grupo; mostraron mejoras significativamente mayores en los niveles séricos de colesterol total y lipoproteína de baja densidad (LDL); y se observó una significativa reducción en triglicéridos en sangre. Mientras, en los dos grupos se vio reducciones en perímetro de la cintura y presión arterial.

    Los investigadores recuerdan que este estudio viene a refutar que las bebidas light no solo no obstaculizan las dietas, sino que, de hecho, son de ayuda para el control y la pérdida de peso. Asimismo, recuerdan dos estudios anteriores publicados en la ‘American Journal of Clinical Nutrition’ por investigadores de la Universidad de Carolina del Norte (EEUU),en 2012 y 2013, que demostraban precisamente la misma conclusión, que incluirlas en dietas ayudaba a conseguir una pérdida significativa de peso, y, por otra parte, que las bebidas light no impulsaban una preferencia por alimentos y bebidas dulces.

    Compartir:

    Comentarios

    comentarios

    Etiqueta(s):

    Más notas: