El diseño escultural de Boris Bidjan Saberi

  • La Semana de la Moda Masculina de París imaginó una elegante primavera-verano, que abarca desde los diseños con los colores de la India y los pantalones «setenteros» de Louis Vuitton, hasta el original «dandy» tropical de Issey Miyake Men.

    Compartir:

    Kim Jones, director de la línea masculina de Vuitton, esta temporada revisitó la India, cuya cultura quedó exquisitamente delineada a la vez que se mantenía la sofisticación de la casa.

    «Fuimos a la India, vimos cómo se vestían, los materiales y todo lo que nos pudiera servir para desarrollar la colección», explicó Jones, tras recordar las relaciones comerciales de la firma con este país a principios del siglo veinte.

    Vuitton integró colores como el fucsia o el naranja -que convivieron con los azules, tonos tierra y caqui-, estampados estelares con incrustaciones de espejos, reelaboró sus emblemáticos motivos étnicos Karakoram y optó por materiales como el nobuk, el mohair o la seda.

    Los pantalones de cintura alta evocaron la moda de los setenta, mientras que los monos y las cazadoras citaron el universo de la aviación.

    Entre su repertorio de bolsos destacaron los dedicados a la música, desde la funda de una guitarra «inspirada en los Beatles», hasta la caja para transportar discos de vinilo.

    La pasarela llevó al mar el desfile de Issey Miyake Men, en el que los modelos caminaron sobre un muelle de madera blanca, ataviados con sombreros y pañuelos anudados al cuello.

    Esta colección surgió de una inspiración en «la playa, la superficie del océano, los peces de las profundidades, todo lo marino», explicó a Efe Yusuke Takahashi, responsable de la división masculina de Miyake.

    El océano Pacífico que Takahashi observó desde las islas de la república de Palaos fueron el punto de partida de una colección que reprodujo los diferentes azules del agua, los brillantes colores de los peces tropicales y el flúor de las medusas.

    El título «Tropical Dandies» refleja perfectamente el espíritu de unos diseños que huyen del estereotipo para integrarse con la elegancia.

    ¿Una colección tropical sin camisas de flores? Es posible para Miyake Men, que ha ido más allá en su visión de este ambiente al querer reproducir su textura con prendas en fibra de piña o de un tipo de platanera originaria de Filipinas.

    Las frutas no estuvieron presentes únicamente en los tejidos, sino también como impresiones en las mangas o en la pernera de las bermudas.

    Los pantalones fueron pesqueros acolchados y ajustados, de corte zanahoria, de tipo quimono atados en la cintura con unas cintas, o ajustados.

    Los plisados, marca distintiva de la casa, no podían faltar en esta colección. Así, Miyake «arrugó» camisas y bermudas, sin por ello alejarse de su intención de revivir al «dandy».

    La firma Boris Bidjan Saberi, con sede en Barcelona, desfiló en el calendario oficial de la Semana de la Moda Masculina de París con unos diseños esculturales, compuestos por múltiples superposiciones y sintonía militar.

    635394007074324138w

    635394007894728138w

    635394006391044138w

    El diseñador alemán, de padre iraní, está afincado en la Ciudad Condal, donde fundó una empresa en 2005 que actualmente da trabajo a veintidós personas.

    «Hemos creado nuestras propias bases, de forma completamente autodidacta», explicó a Efe, antes de añadir: «es bonito porque hemos creado pequeños talleres y nuestra propia manera de trabajar».

    Boris Bidjan Saberi se ha especializado en el cuero, para lo que gestiona todo el proceso de curtido «con pequeños talleres que resisten» a la crisis, que también ha afectado al sector.

    La filosofía de este diseñador es realizar todo el proceso en España, «material, técnica y construcción», e importar sólo las pieles que escasean en la península, como las de canguro, búfalo o llama.

    En su desfile, en el que se oyó hablar en español a sus colaboradores, desveló una colección que surgió de dos ideas: las esculturas de cuero y el ejército alemán.

    Un chaquetón rígido colgado de la espalda, como una mochila, los chalecos esquemáticos abrazados a todo el conjunto y el tiro de las bermudas tan bajo se confundía con faldas. EFE

    Compartir:

    Comentarios

    comentarios

    Etiqueta(s):

    Más notas: