Cómo preparar sushi casero

  • Una de las cocinas de moda es, sin duda, la gastronomía oriental.

    Compartir:

     

    Al igual que ocurre con la cocina china, la cocina japonesa es muy saludable. Y, uno de los grandes protagonistas de su gastronomía es el sushi. Existen muchos tipos: maki, sushi de salmón, etc. Los ingredientes que le añadas es cuestión tuya en función de tu gusto.

    Hay muchas variedades de sushi. La más conocida es el nigiri sushi, que en realidad está hecho con bolitas de arroz hervido cubiertas de una fina lámina de pescado o gambas, unidos por una pequeña cantidad de wasabi. Según el tamaño el sushi adopta diferentes denominaciones. Otra forma popular de servir el pescado es en forma de sashimi, que es pescado o gambas en crudo, laminados muy finos, y servidos igual que el sushi, con salsa de soja, wasabi y jengibre en conserva.

    Estos son los ingredientes:

    500 gr. arroz glutinoso,

    750 cc. Agua,

    70 cc. Vinagre de arroz,

    1 cucharada de azúcar,

    1 cucharada de sal,

    10 hojas de alga nori.

    Relleno: 150 gr. de pescado (salmón o atún), 1 pepino, 1 zanahoria.

    Para servir: salsa wasabi (de rábanitos picantes), salsa de soja, jengibre en conserva.

    Preparalo así:

    Lava el arroz en un cuenco o bol, cambiando el agua hasta 6 veces, hasta que salga clara. Así eliminas el exceso de almidón. Cuece los 500 gr. de arroz en 750 cc. de agua, en una olla bien tapada, durante 15 minutos. Deja reposar, aparte, otros 15 minutos. Es fundamental no abrir la olla en ningún momento durante la cocción y reposo.

    Mientras reposa el arroz, calentas un poco el vinagre con el azúcar y la sal, removiendo hasta que se mezclen bien. Deja enfriar y reserva.

    Extendes el arroz cocido sobre una bandeja o fuente plana, si es posible de madera. Con ayuda de una cuchara, también de madera, vamos haciendo surcos sobre el arroz, de un lado a otro, y de arriba a abajo, como si labraras un campo, la vez que vas esparciendo el vinagre condimentado, hasta que se enfríe el arroz por completo. Tradicionalmente se iba abanicando a la vez que se labraba.

     

    Fuente: www.directoalpaladar.com

    Compartir:

    Comentarios

    comentarios

    Etiqueta(s):

    Más notas: