Tu misión en la Tierra

  • El ser humano es un ser social por naturaleza. Eso hay que aceptarlo. Pero también hay que aceptar que si tienes una carencia o un problema, debes examinar tus posibilidades y actuar en consecuencia.

    Compartir:

     

    ¿Alguna vez has estado solo en una multitud? ¿Alguna vez has sido perfectamente feliz estando solo? Yo también. Y también he sufrido de soledad. Veamos cómo se siente. La soledad es un fenómeno mental y emocional complejo que tiene como base una emoción poderosa, la cual proviene de un instinto básico de supervivencia de cuando éramos niños. Todos nosotros hemos experimentado algún grado de abandono, aunque sólo sea por un corto tiempo, y podemos recordar la sensación de dolor y de miedo que viene junto con él.

    Cada vez que recordamos este sentimiento o lo proyectamos en el futuro, tenemos una punzada de abandono y angustia que experimentamos como la soledad. Esto puede ocurrir entre un grupo de amigos o incluso después de hacer el amor. Puede ser muy confuso y el no saber como superar una depresión ya que puede afectarnos severamente a cualquier edad. Desde luego que tener iniciativa para cambiar es lo primordial para salir de esto. Pero mucha gente vive esto como un drama, se identifica con ello y no quiere salir.

    El ser humano es un ser social por naturaleza. Eso hay que aceptarlo. Pero también hay que aceptar que si tienes una carencia o un problema, debes examinar tus posibilidades y actuar en consecuencia.

    Ir eliminando obstáculos poco a poco, nada de forma repentina ni a la vez si no consigues nada. Primero debes de evitar la soledad, rodearte de gente, intentar integrarte con las personas, después tratar de estar mejor contigo mismo, hacer cosas que te hagan sentir bien, valorarlas y luego meterte de lleno en sociedad, trabajo, amigos, fiestas y reuniones, disfrutar al aire libre todo eso es igual a disfrutar la vida.

    1- Incorpora nuevos hábitos a tu vida: Salir de la rutina puede ser de mucha utilidad. Haz una actividad que te agrade e incorpora nuevos hábitos, como por ejemplo ejercicios físicos, leer, pintar, escribir, etc. Estas actividades despejarán tu mente.

    2- Realiza meditación: Toma unos minutos de tu día para relajarte y mirar tu interior. Esto te ayudará a meditar y ordenar tus pensamientos. En un estado depresivo, los pensamientos se distorsionan y necesitas relajarte para reflexionar y cambiar tus pensamientos.

    3- Haz ejercicio físico: Más allá de realizar un hobby que te guste, la actividad física es fundamental para combatir el estado depresivo. Está comprobado que el ejercicio aumenta las endorfinas y reduce el estrés.

    4- Establece objetivos posibles y cortos: No pienses a largo plazo. Lo importante es ir despacio, paso a paso. Vive día a día y así podrás lograr los objetivos que te has propuesto. No olvides que los objetivos que te plantees deben ser posibles.

    5- Pide que tu familia y tus amigos te acompañen: La soledad trae más soledad. Si bien al comienzo querrás estar sola/o, y hasta te puede molestar estar rodeada de personas; la realidad es que estar acompañado puede ayudarte a pensar en otras cosas, despejar tu mente e incluso ayudarte a cambiar tu pensamiento negativo, y valorar tu vida.

    Existen diferentes tipos de depresión y existen diferentes tratamientos que pueden ayudarte a combatir la depresión. Lo importante es que hagas uso de ellos y puedas combatir los síntomas de esta enfermedad que puede hacerte sentir que la vida no tiene sentido. No dudes en pedir ayuda, acompañada/o es más fácil.

    Estos son los consejos que siempre se encuentran en los libros de ayuda, en las revistas… por mi parte a mi me ayudo, después de la ruptura de un matrimonio, luego de 28 días de casada, de la traición de mi esposo, entre otras cosas, me ayudó leer el libro «El Secreto».

    Comprender que yo soy la dueña de mi destino, que con mi mente puedo atraer cosas hermosas a mi vida y también atraer acontecimientos negativos. Yo convoco a mi vida lo bueno y lo malo. Yo decido. Hablar con otras personas de mis temores y penas también ayuda como una forma de catarsis.

    Pero sobretodo jamás perder la fe y la esperanza. Rodeate de personas positivas, alquilá todas las películas románticas, cómicas y alegres que puedas, vestite con colores vivos, el naranja, el amarillo, turquesa y azul ultramar son los mejores. Jamás escuches ni cantes canciones sobre tristezas, pérdidas, el amor perdido, etc… escuchá música que inspire a la esperanza, la unión y la felicidad.

    Con todo esto atraerás gente y acontecimientos positivos a tu vida. Todo está en vos. Vos decidís. Y así vas a tener la certeza de que  estas en esta tierra para ser feliz.

    ¡Esa es tu misión en la vida!

    Compartir:

    Comentarios

    comentarios

    Etiqueta(s):

    Más notas: